AETINAPE | BALIZAMIENTO BATEAS : “YA VA SIENDO HORA”
4489
post-template-default,single,single-post,postid-4489,single-format-standard,qode-quick-links-1.0,ajax_fade,page_not_loaded,,footer_responsive_adv,hide_top_bar_on_mobile_header,qode-content-sidebar-responsive,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-11.1,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.6,vc_responsive
 

BALIZAMIENTO BATEAS : “YA VA SIENDO HORA”

BALIZAMIENTO BATEAS : “YA VA SIENDO HORA”

N O T A D E P R E N S A (26/04/2017)

ACCIDENTE DEL “NUEVO MARCOS: LA COMISION DE ACCIDENTES E INCIDENTES MARITIMOS DEBERA ESTUDIAR CON DETALLE LAS CIRCUNSTANCIAS DEL MISMO

Se debería estudiar la señalización luminosa de las bateas

El terrible accidente que tuvo lugar la pasada madrugada en la ría de Pontevedra, con el resultado de tres marineros muertos, deberá ser analizado en profundidad por la Comisión de Accidentes e Incidentes Marítimos(CIAIM), para estudiar las circunstancias que rodearon este fatal triple desenlace, sorprendente por haberse producido tan cerca de la costa. AETINAPE traslada públicamente sus condolencias a estas familias de Poio y a toda la comunidad marinera de la ría de Pontevedra.

AETINAPE entiende que la CIAIM debería estudiar, entre otras líneas de investigación-como el equipamiento en materia de seguridad, el estado del buque, si el despacho era legal, la formación de la tripulación, si las inspecciones fueron realizadas- la posibilidad de implantar una medida preventiva tan básica como la señalización luminosa de cada batea, ya que independientemente de que no fuese la causa, existe un peligro potencial que hay que tratar de aminorar. Así lo están, ya que es obligatorio, otros artefactos flotantes como las plataformas petrolíferas, boyas, zonas de peligro, etc. Las bateas son una enorme fuente de riqueza litoral y su legalidad está fuera de toda duda, pues aparecen bien referenciadas en cartas marinas, ocupando un lugar exacto que se les asigna en función de su concesión y sus ubicaciones están correctamente reguladas por la normativa en vigor.

Es preciso recordar que cada una de las 3300 bateas existentes en el litoral gallego (más de 95% ubicadas en las Rías Baixas) constituye un obstáculo invisible en las noches oscuras y sin luna para las más de 3.000 embarcaciones de bajura, (de las cuales el 78% faenan en las Rías Baixas). Estas, además, son naves tecnológicamente muy básicas y no disponen de otros elementos de observación que no sean la observación visual de los profesionales o la intuición y experiencia a bordo. La señalización luminosa sería una medida básica de seguridad preventiva, tal y como sucede con las altas torres para la seguridad aérea o las señales reflectantes para la seguridad viaria.